Música para la demencia

En esta entrada del blog queremos comentar una campaña iniciada en el reino Unido: “Music for Dementia 2020” (música para la demencia), en cuyo subtítulo se incluye una auténtica declaración de intenciones: hacer que la música esté disponible para todas las personas que viven con demencia en el año 2020.

musica para la demencia

 

Musicoterapia en Alzheimer

Su promotora es la Fundación Utley, una entidad sin ánimo de lucro implicada en causas sociales desde 2014, y que en la actualidad se centra en cómo la música puede ayudar a las personas que viven con demencia.

Es conocido el papel de la musicoterapia en el tratamiento de los trastornos cognitivos, y existe evidencia que avala su utilización en la enfermedad de Alzheimer.
Pero esta iniciativa va más allá.

Además de constatar el papel que la música tiene para la calidad de vida de los enfermos y de sus familias, se señala especialmente la capacidad de la música para el manejo de los síntomas psicológicos y conductuales de la demencia, sobre todo:

  • Ansiedad,
  • Agitación,
  • Apatía.

Asimismo, se recuerda el importante papel que puede jugar la música en la comunicación con los enfermos, potenciando elementos de la comunicación no verbal y la afectividad. Todo ello, sin olvidar el papel que la música tiene para cada uno de nosotros en la construcción de nuestra identidad y en la relación con otras personas.

 

Funciones de Music for Dementia 2020

La iniciativa incluye un apartado de cosas que pueden hacer las personas. Se reconoce el papel de los profesionales que hacen musicoterapia, pero también se anima a todos los cuidadores a incluir la música en las rutinas y actividades que se hacen con los enfermos. Y esto puede lograrse haciendo música o escuchando música.

Lo que me ha resultado más novedoso, personalmente, es la utilización “terapéutica” de listas de canciones o “playlists”.

Cada vez es más frecuente escuchar o buscar música de forma temática, o en función del estado de ánimo. Muchas personas elaboran y graban su música favorita y las plataformas de distribución de música no solo ofrecen álbumes y artistas, sino que ofrecen “playlists” temáticas.

Seguramente muchos de los cuidadores de enfermos de Alzheimer ya lo han pensado y utilizan música para reforzar las tareas, para orientar a la persona, o simplemente para conseguir un ambiente más agradable.

El proyecto “Music for Dementia 2020” anima a construir “playlists” que sean una auténtica “banda sonora” de la vida de las personas, y que puedan utilizarse en el acompañamiento de los enfermos.

Pero además, y esto es lo que resulta más ambicioso, propone que se puedan prescribir “playlists” a los enfermos con demencia como parte de su tratamiento.

La idea nos cuestiona, por un lado, la forma en que desde el sistema sanitario se responde a los problemas de la enfermedad, muchas veces buscando soluciones farmacológicas. Y por otro lado, si es una herramienta terapéutica, ¿por qué no podemos entrar en este campo y personalizarla para nuestros pacientes?

Music for Dementia 2020” es un proyecto que merece nuestra atención y nos puede ayudar a mejorar. En su página web se pueden encontrar más detalles.